Por qué Sayyidina Yusuf dio un paso al frente: 10 de Noviembre de 2010

Fragmentos Breves de Comentarios de Maulana Sheik Nazim

Por qué Sayyidina Yusuf dio un paso al frente

10 de noviembre de 2010

A’uzubillah himinash shaitan nirrajeem

Bismillah-hir Rahman-nir Raheem

Assalamu’alaikum wrh wbkt

  • ¿Cuál es la causa del creciente caos que vemos hoy en día en el mundo? Maulana lo explicó con un Hadiz que tiene el siguiente significado, “Toda tarea ha de ser confiada al que esté hecho para esa tarea. Cuando un puesto / posición / proyecto / trabajo sea confiado a quien no sea un experto (no esté cualificado) para la ejecución de la tarea, es un signo de que el Qiyamat está cerca.”
  • ¿Permitirías que un médico no cualificado realizara cirugía sobre vosotros? Su intervención no resolvería vuestro problema, sino que tal cirujano incompetente agravaría vuestra enfermedad, e incluso podría causaros la muerte. Es extraño que aceptemos la medicina únicamente de fuentes de confianza y fiables, buscando los mejores y más cualificados expertos para nuestras necesidades médicas, mientras no hacemos lo mismo en la mayor parte de otras cuestiones.
  • En el mundo de hoy, la gente con capacidad y mérito no suele conseguir el puesto para el que estaban destinados. En su lugar, gentes no cualificadas y sin escrúpulos compiten por los puestos más codiciados en el gobierno y la gerencia de empresas; sobornan, hacen campaña, prometen y hacen presión mediante lobbies en su camino hacia la cima. Siendo ajenos a lo que implica esa tarea, la que motiva principalmente a para estas personas son las ventajas monetarias, y el poder que pueden ejercer una vez hayan llegado al poder. Vemos estrellas de cine y actores que se presentan para ser elegidos al parlamento en muchos países: están buscando sentarse en lugares de poder y autoridad, simplemente porque tienen una bonita cara. Como tienen legiones de leales admiradores, con frecuencia se ven fácilmente catapultados al poder. ¿Cómo puede alguien que no tiene capacidad llevar a cabo las responsabilidades del cargo, estar a la altura de tal cargo? ¿Cómo puede un grupo de personas recogidas en la calle llevar un país, utilizando la urna electoral como medida de su capacidad para hacerlo? Sin conocer la personalidad, capacidad, calificaciones y logros de una persona, ¿cómo puede alguien saber si están a la altura de la tarea?
  • De forma irónica, todos los que se presentan a las elecciones, se presentan a favor de la reforma. Pero en la medida que esas reformas sean de naturaleza secular, los corazones de la gente estarán insatisfechos y descontentos. Esto lleva a que se desate una revolución: se crean partidos de oposición, y cada nuevo partido promete más reformas. En la medida en que estas reformas sean seculares, los corazones humanos no van a unirse, y este círculo vicioso de lucha-por-el-poder-para-implementar-reformas, seguida de la formación-de-nuevos-partidos-para-implementar-más-reformas, seguirá incesantemente. Maulana dice que esto es como una medicación que no sana al paciente, y cada nueva medicina requiere otra medicina aún más nueva para superar sus efectos secundarios. ¿Quién dispensaría una medicación tan inútil? Los charlatanes – en otras palabras, estamos viendo a personas no calificadas al timón, incapaces de dirigir el barco, y cada nuevo capitán lleva el barco a mayores dificultades. Sólo con que aceptaran a un verdadero capitán de barco, todos estos problemas se desvanecerían. En lugar de hacer esto, los ciudadanos están probando una medicación falsa tras otra, confiando en que algo funcione al final. No lo va a hacer, porque nada que se oponga a las enseñanzas Coránicas y Proféticas puede beneficiar en lo más mínimo a sus seguidores. Si el paciente sigue haciendo experimentos con falsas medicaciones procedentes de curanderos, finalmente acabará por morir. Es por ello que cuando este dunia se pone en manos de los no cualificados que el mundo se muere – alcanza Qiyamat.
  • Reina el nepotismo y el amiguismo, la gente es ascendida en razón de su lealtad a sus superiores, a pesar de no tener ningún conocimiento sobre cómo llevar a cabo sus deberes. Hoy en día estamos viendo proliferar esto, una señal de que estamos muy cerca del Día del Juicio. Esta enfermedad es un cáncer que se extiende rápidamente: tal como dicen ahora, no es lo que conoces, sino a quién conoces. ¡La mayor parte no tienen ni idea de cómo hacer sus trabajos! En todas las organizaciones, incluso dentro de las organizaciones religiosas, la gente busca el ascenso adulando y haciendo la pelota; ni por un momento se preguntan a sí mismos, “¿Soy realmente capaz de llevar a cabo las responsabilidades que se me confían? ¿Podré estar ante Allah con una conciencia limpia, cuando vuelva a Él?”
  • Los Otomanos gobernaron durante 700 años mediante un sistema de mérito, de capacidad para llevar a cabo el servicio adecuado al puesto. Sólo a uno que hubiera demostrado su valor se le promocionaba y se le daba un rango. Uno no podía comprar una posición en virtud de haber sido leal, o adulando, o engañando. Hubo un famoso Almirante de Belgrado, quien había vencido a muchos enemigos, había salido victorioso en numerosas batallas. Después de haber ganado tantos castillos, le escribió al Sultán Kanuni, también conocido como Suleimán el Magnífico, lo que sigue, “Oh nuestro honorable Sultán, ¿va a conceder a este débil sirviente un Rango mayor?” Los libros de historia registran la conocida respuesta del Sultán, “Oh hijo mío, el rango no es barato, no se concede tan fácilmente a cualquiera que lo desee. El mero hecho de conquistar castillos no es un motivo suficiente para ser ascendido. Uno tiene que comprender qué responsabilidades entraña cada rango. El Sultán sabrá cuando conceder un rango a sus súbditos. En realidad, a todos se nos han concedido rangos, pero hemos fallado miserablemente a la hora de comprender los deberes que conlleva cada rango.” ¿Veis lo difícil que era ser promovido en los viejos tiempos? Había que demostrar la propia valentía y competencia, la capacidad y el mérito, antes de que a uno se le confiriera un rango superior, porque un rango superior implicaba grandes responsabilidades. El rango se adquiría únicamente estando cualificado, siendo virtuoso y mereciéndolo.
  • Cuando el Gobierno Británico sustituyó a los Otomanos al frente de Chipre después de la Guerra, la Reina Victoria continuó manteniendo e implementando las leyes y prácticas de gobierno de los soberanos Otomanos que habían gobernado antes que ella. El Gobierno Colonial rigió Chipre durante más de 80 años. ¡Mirad de qué forma tan noble gobernaron los británicos (¡ya que seguían las costumbres Otomanas!)! ¡Se les conoce como el Imperio donde el sol nunca se pone! Gobernaron con justicia. ¿De dónde la sacaron? De las leyes de los Otomanos. ¿Y de dónde consiguieron los Otomanos sus leyes? ¡Las obtuvieron de la Ley Divina del Islam, de la Shariat que nos envió Allah Todopoderoso! Qué irónico que los turcos eliminaran estas leyes en el momento en que se apoderaron de Chipre. En el momento que un gobernante rechaza las Leyes Divinas de justicia, no hay vuelta atrás, el sistema completo se va a derrumbar. ¡La historia muestra que los Musulmanes se rigieron mejor bajo los británicos, que bajo los turcos de hoy en día! Los británicos enviaron sólo cuarenta hombres para gobernar Chipre, pero eran hombres de mérito, cualificados, y ensalzaron las leyes Divinas de la Shariat. En la actualidad, los turcos han enviado 40.000 hombres para gobernar Chipre, y el estado de las cosas es confuso y desordenado. Hay diez partidos políticos que están constantemente riñendo, discutiendo y peleando en el parlamento, y eso que sólo gobiernan la mitad de Chipre (la otra mitad está bajo gobierno griego).
  • Hoy en día, los Musulmanes son como un barco sin motor – flotando sin dirección, a merced de las mareas y las olas. Como un avión sin hélices, se precipitan hacia tierra, a merced de los vientos y las corrientes térmicas. Como un coche sin frenos, que choca contra amigos y enemigos, tienen poco respeto por los halals y harams. Si nuestros gobernantes actuales (turcos) hubieran ido por el buen camino (como los Otomanos y los británicos), no estaríamos en el aprieto actual.
  • La gente ha de despertar y contemplar la verdad. Si los sistemas antiguos funcionaban, ¿por qué siguen insistiendo en probar falsas medicaciones? ¿Por qué la gente insiste en tomar la misma medicación, que no les hace ningún efecto? Si no cura, ¡cambiad la medicación! Si el coche no arranca, o bien se ha terminado la gasolina, o bien hay algo que no funciona en alguna parte: hay que arreglarlo. Se presenta ley tras ley, legislaciones y legislaciones, y no mejora nada (en Chipre) para el hombre de la calle.

Comentario

  • En toda cuestión (tanto las cuestiones mundanas como los asuntos referidos al más allá), Allah nos ha ordenado fijarnos en los expertos, y consultar a aquellos que tienen autoridad y conocimiento.

وَمَآ أَرۡسَلۡنَا قَبۡلَكَ إِلَّا رِجَالاً۬ نُّوحِىٓ إِلَيۡہِمۡ‌ۖ فَسۡـَٔلُوٓاْ أَهۡلَ ٱلذِّڪۡرِ إِن كُنتُمۡ لَا تَعۡلَمُونَ

Antes de vosotros, del mismo modo, los mensajeros que enviamos no eran más que hombres, a los que Nosotros les concedimos inspiración: si no sabéis algo, preguntad a aquellos que poseen el Mensaje/Conocimiento. (Surah Al-Anbiya 21:7)

  • Así que en cada campo existen aquellos ensalzados por Allah como Gente de Conocimiento, ellos son expertos/especialistas en lo que hacen. Pero este siglo ha visto un nuevo fenómeno: gentes que buscan sentarse en el círculo de los expertos sin estar cualificados para ello.
  • El ego hace que el Hombre muerda más de lo que puede masticar. Movidos por el deseo de fama, poder y riqueza, las gentes luchan por recibir nombramientos que están muy lejos de sus capacidades. Maulana había dicho antes que la carga que lleva un elefante aplastaría a una hormiga, así que hemos de saber qué cargas estamos diseñados para llevar. Allah nos enseña a buscar cargas ‘más ligeras’, no ‘más pesadas’, a lo largo de este viaje. Allah no nos carga más allá de nuestra capacidad, es el Hombre quien lo hace consigo mismo.

لَا يُكَلِّفُ ٱللَّهُ نَفۡسًا إِلَّا وُسۡعَهَا‌ۚ لَهَا مَا كَسَبَتۡ وَعَلَيۡہَا مَا ٱكۡتَسَبَتۡ‌ۗ رَبَّنَا لَا تُؤَاخِذۡنَآ إِن نَّسِينَآ أَوۡ أَخۡطَأۡنَا‌ۚ رَبَّنَا وَلَا تَحۡمِلۡ عَلَيۡنَآ إِصۡرً۬ا كَمَا حَمَلۡتَهُ ۥ عَلَى ٱلَّذِينَ مِن قَبۡلِنَا‌ۚ رَبَّنَا وَلَا تُحَمِّلۡنَا مَا لَا طَاقَةَ لَنَا بِهِۦ‌ۖ وَٱعۡفُ عَنَّا وَٱغۡفِرۡ لَنَا وَٱرۡحَمۡنَآ‌ۚ أَنتَ مَوۡلَٮٰنَا فَٱنصُرۡنَا عَلَى ٱلۡقَوۡمِ ٱلۡڪَـٰفِرِينَ

Sobre ninguna alma pone Allah una carga más grande de la que puede soportar. Se lleva todo el bien que se haya ganado, y sufre todo el mal que se haya ganado. (Rezad): “¡Nuestro Señor! no nos condenes si olvidamos o caemos en el error; ¡nuestro Señor! No nos impongas una carga como la que Tú impusiste a los que nos precedieron; ¡Nuestro Señor! no nos impongas una carga mayor de la que tenemos fuerzas para soportar. Borra nuestros pecados y concédenos el perdón. Ten misericordia de nosotros. Tú eres nuestro Protector; ayúdanos frente a los que se rebelan contra la fe.” (Surah Al-Baqarah 2:286)

  • Mirad lo que Allah dice acerca del que acepta una responsabilidad sin estar preparado:

إِنَّا عَرَضۡنَا ٱلۡأَمَانَةَ عَلَى ٱلسَّمَـٰوَٲتِ وَٱلۡأَرۡضِ وَٱلۡجِبَالِ فَأَبَيۡنَ أَن يَحۡمِلۡنَہَا وَأَشۡفَقۡنَ مِنۡہَا وَحَمَلَهَا ٱلۡإِنسَـٰنُۖ إِنَّهُ ۥ كَانَ ظَلُومً۬ا جَهُولاً۬

Realmente le ofrecimos el Fideicomiso a los Cielos, y a la Tierra, y a las Montañas, pero ellos rechazaron aceptarlo, temiéndose de ello: en cambio, el hombre lo aceptó― era en verdad injusto y estúpido (Surah Al-Ahzab 33:72)

Allah describe a una persona así como injusta (hacia sí mismo, porque no tiene medios de llevar a cabo sus deberes) y estúpida (porque sólo conseguirá dificultades por buscar esa responsabilidad).

  • Sólo aquel que es adecuado para el trabajo en cuestión debería ofrecerse a llevar la carga. Tal como fue revelado por Allah en la Surah Yusuf, cuando el Rey Egipcio se lamentó de las dificultades que el advenimiento de la sequía y la hambruna iba a traer, ya que haría falta un racionamiento de la comida durante siete años completos, Sayyidina Yusuf (as) dijo como sigue:

قَالَ ٱجۡعَلۡنِى عَلَىٰ خَزَآٮِٕنِ ٱلۡأَرۡضِ‌ۖ إِنِّى حَفِيظٌ عَلِيمٌ۬

(Yusuf) dijo: “Asígname a los almacenes de productos del campo: verdaderamente los voy a custodiar, como uno que conoce (su importancia).” (Surah Yusuf 12:55)

  • Sayyidina Yusuf (as) le pidió al Rey que le asignara la responsabilidad de racionar la comida (el grano/maíz) a los ciudadanos, siendo esto una tarea vital de enorme dificultad. La tarea necesitaba de alguien que fuera buen matemático (para calcular la cantidad de comida necesaria por cada familia, por día, y por la duración de la hambruna), debía tener buenos conocimientos de agricultura (para saben en qué cantidad y de qué forma la tierra iba a producir alimentos), y tenía que ser sensible a las diferencias culturales entre los ciudadanos (debía conocer las necesidades concretas nutricionales y dietéticas de las diferentes razas y comunidades que estaban bajo dominio egipcio). Tenía que tener un buen conocimiento del tiempo, debía saber cómo almacenar el grano para que no germinara (en una zona seca y fresca, alejada de plagas y alimañas), se necesitaba que organizara una forma de llevar un seguimiento de los aspectos logísticos (para que nadie se llevara más de lo que era su parte), ¡tenía que resolver muchas cuestiones!
  • ¡Esto era un enorme trabajo logístico, para ser organizado por un solo hombre! El grano/maíz tenía que ser cosechado en todos los campos de cosecha de Egipto durante un período de siete años. Este grano debía ser transportado y guardado de forma segura en almacenes –a salvo de plagas, enfermedades, roedores, animales, ladrones y el tiempo. Entonces, el grano debía ser racionado durante siete años más, quedando al final de ese período una cantidad a usar para sembrar la siguiente cosecha. ¡Era como gestionar la logística de los dos millones de peregrinos del Haj, no durante 40 días, sino durante 14 años de forma continuada, sin descuidos ni errores! Recordad que todo esto debía ser hecho sin calculadoras, ordenadores, Internet, email, Blackberries, camiones portacontenedores ni aire acondicionado. Si Sayyidina Yusuf (as) se equivocaba en el cálculo, muchos morirían de inanición, y podrían desatarse guerras o alborotos. Así que esta tarea requería a alguien que fuera un experto, requería de alguien que fuera honesto (de otro modo, la mayor parte de la comida sería apartada para su propia familia), y requería de alguien con temor de Dios y que fuera compasivo. Nadie podía hacerlo, ni siquiera el Rey ni sus consejeros. Sayyidina Yusuf (as), dotado con Sabiduría y capacidad Divinas, dio un paso al frente para servir al Rey y la comunidad. Esto es a lo que se refiere el verdadero liderazgo, el servicio a los súbditos del Rey. Lamentablemente, hoy en día el liderazgo quiere decir ser servido por los súbditos del Rey.
  • A pesar de no disponer de tecnología mundana, Allah equipó a Sayyidina Yusuf (as) con tecnología celestial y Sabiduría Divina, para que completara con éxito esta tarea gigantesca. El Profeta (saw) dijo, “Para cada enfermedad, Allah ha creado una cura.” Allah atenderá todas nuestras necesidades físicas y espirituales mediante wasilah, el medio para lograr el objetivo. Por ello, para cada necesidad Allah ha creado un medio para atenderla. Para cada tarea, Allah ha creado alguien adecuado para ella. En el Día de las Promesas, cada necesidad/trabajo/problema/situación le fue asignada a alguien que iba a solucionarla: cada uno de nosotros tiene sus propias y únicas tareas y deberes, que se nos ha ordenado realizar mientras estemos en dunia. Hemos de conocer nuestras fortalezas y debilidades, hemos de conocer nuestras capacidades y límites, y hemos de ser lo suficientemente humildes para admitir cuándo una tarea está fuera de nuestro alcance. También hemos de ser lo bastante humildes como para servir con sinceridad cuando la tarea se corresponde con el deber que nos fue asignado por Dios.
  • ¡Así que nunca busquéis responsabilidades en lo que no tenéis conocimientos ni capacidades y, al contrario, nunca rehuyáis la responsabilidad si realmente estáis cualificados para servir!
Este Suhbah de 10 minutos en árabe puede ser visto únicamente en www.Saltanat.org. Seleccionad, en el menú de la derecha, ‘QualifiedOne 10.Nov.2010′. Hay un botón CC al lado del control del Volumen, en la parte inferior de la pantalla, para seleccionar subtítulos en ocho idiomas, eligiendo entre árabe, Bahasa Indonesia/Melayu, alemán, inglés, español, italiano, ruso y turco. Durante los Suhbahs en Directo, los botones de la parte superior también ofrecen Traducciones Audio en Directo (Live Audio Translations) a otros idiomas. Si el vídeo ya no estuviera allí, por favor buscadlo en los archivos de vídeo del sitio de Saltanat TV. Saltanat TV es el Sitio Oficial de Maulana Sheij Nazim, autorizado y aprobado por él personalmente.
Registraos como miembros de nuestro sitio, para que podamos teneros actualizados vía email cada vez que haya un nuevo Envío. También podéis seguirnos en Twitter, somos SufiHub. Sentíos con la libertad de enviar los Suhbahs a donde queráis. Sin embargo, mencionad por favor la procedencia de ese Suhbah como recent.sufihub.com., de forma que los que lo lean también puedan revisar otros de los Resúmenes que hay aquí. Los Envíos) han de ser reproducidos en su integridad, y no se permite su utilización con propósitos Comerciales, ni publicarlos sin permiso de SufiHub.
Todos los derechos reservados.

This entry was posted in Suhbah @es. Bookmark the permalink.